Ceguera por diabetes.

La retinopatía diabética, o como comúnmente se le denomina, ceguera por diabetes, es una complicación de la diabetes que causa el deterioro de las arterias y venas que irrigan la retina.

La prevención de esta enfermedad es fundamental ya que es irreversible.

Los riesgos de desarrollarla aumentan no sólo con el avance de la enfermedad, sino también con un mal o escaso control.

Es importante recalcar que a partir que la persona está diagnosticada como paciente diabético debe hacerse los controles periódicos para prevenir la ceguera, ya que la enfermedad puede haberse detectado hace un mes, pero existir en el organismo hace varios años.

¿Existen síntomas que permitan detectar la enfermedad a tiempo?
Con frecuencia, cuando estas enfermedades están en etapa temprana no presentan síntomas. Especialmente con la retinopatía diabética, es posible que no sienta dolor ni tenga cambios en la vista a medida que el daño comienza a aumentar en la parte interna del ojo.

Cuando sí se presentan síntomas, estos pueden incluir:
•Visión borrosa u ondulada.
•Cambios frecuentes en la visión, a veces, de un día a otro.
•Áreas oscuras o pérdida de la visión.
•Visión deficiente de los colores.
•Manchas negras o filamentos oscuros (también conocidos como flotadores).
•Destellos de luz.



Llame al médico de inmediato si nota cambios bruscos en la vista, entre ellos, destellos de luz o más manchas negras (flotadores) de lo normal. También debería visitar al médico de inmediato si siente que le tienden una cortina sobre los ojos. Estos cambios en la vista pueden ser síntomas de desprendimiento de la retina, que es una emergencia médica.

Hacerse un examen completo de los ojos con dilatación de las pupilas es la mejor manera de detectar los problemas de los ojos causados por la diabetes. El médico le pondrá gotas en los ojos para agrandar las pupilas. Esto permite al médico usar una lupa especial para examinar un área más amplia de la parte posterior de cada ojo. Tendrá la visión borrosa por unas horas después de que le hayan dilatado las pupilas.

Asimismo, el médico especialista:
•Le examinará la vista.
•Le medirá la presión en los ojos.
El médico también puede sugerir otras pruebas, dependiendo de sus antecedentes médicos.

La mayoría de las personas con diabetes deberían consultar con un profesional de la vista una vez al año para que se les haga un examen completo de los ojos. El especialista de puede sugerir un plan distinto, según el tipo de diabetes y el tiempo que haya transcurrido desde que se le diagnosticaron la enfermedad por primera vez.

  • Dra. Guadalupe Concepción Canul Estrella.
  • Cirujano Oftalmólogo, Oculoplástica.
    Ced. Esp. 5304004. Ced. Prof. 7342183.

    Calle 22 No.201 por Av. Colón y 23. Col. García Ginerés.

    Atención con previa cita:
    999 920 4320.
    999 593 3994.
    conchicanul@hotmail.com