BYPASS GÁSTRICO Cirugía de Adelgazamiento

El bypass gástrico es uno de los procedimientos de cirugía bariátrica para el tratamiento de la obesidad mórbida. Es la técnica más utilizada en el mundo debido a sus buenos resultados a largo plazo y excelente calidad de vida tras la cirugía.

Esta intervención se realiza por abordaje laparoscópico siendo mínimamente invasiva. A través de pequeñas incisiones o cortes en la pared abdominal se accede a la cavidad peritoneal y se secciona el estómago en dos partes. Una grande que queda excluida, y una pequeña con una capacidad de ingesta similar a un yogur pequeño, la cual será conectada con una porción inferior del intestino delgado. De esta manera se reduce drásticamente la capacidad del estómago al mismo tiempo que se disminuye la absorción.

El bypass gástrico ayuda a las personas a perder peso de diversas maneras. La cantidad de comida que se puede ingerir está limitada por una pequeña bolsa. El tránsito de los alimentos se redirige hacia el intestino delgado mediante la unión entre la bolsa gástrica y el intestino delgado. Debido a los cambios hormonales y metabólicos que provoca el hecho de que los alimentos no pasen por las partes desviadas del estómago y el duodeno, disminuye el apetito y aumenta la sensación de saciedad.

Muchos trastornos relacionados con la obesidad suelen mejorar después de la cirugía, además de la pérdida de peso. La diabetes de tipo 2, la hipertensión, la dislipidemia, el síndrome metabólico, la hepatopatía grasa y la apnea del sueño son algunos de ellos.



Es importante mencionar que el tratamiento de bypass gástrico puede provocar carencias de vitaminas y minerales, como hierro, vitamina B12, vitamina B1, calcio, zinc, vitamina D y folato.

Por ello, al igual que con todas las cirugías bariátricas, las personas que se someten a un bypass gástrico deben ser controladas, tomar suplementos vitamínicos y minerales.

Esta técnica actúa también por efecto hormonal, pues produce una disminución de hormonas que se encuentran aumentadas en personas que padecen obesidad. La síntesis de la hormona del hambre, también disminuye significativamente como consecuencia de la reducción del tamaño del estómago. Como resultado, el paciente pierde peso con éxito y tiene más posibilidades de mantenerlo a largo plazo al reducir el apetito y la absorción de calorías.

Existen ciertos requisitos para ser candidato a esta intervención, Acude con tu especialista de confianza, es el profesional que te orientará si decides someterte a un bypass gástrico; en definitiva, es una técnica que te cambiará la vida y por supuesto mejorará tu salud.